Durban: ¿Pérdida de tiempo o Esperanza?

Desde el día 29 de Noviembre y hasta el día 9 de Diciembre, se está llevando a cabo en Durban, Sudáfrica, una cumbre climática organizada por Naciones Unidas para tratar el problema del cambio climático y aportar soluciones reales y eficaces.

Dado el fracaso de las anteriores cumbres, realizadas  en Copenhague en 2009, y en Cancún en 2010, existen razonables dudas sobre la eficacia de este tipo de reuniones, que parecen más dedicadas a la galería que a aportar soluciones reales y eficaces a un problema que cada día que pasa es más y más grave.

Es por ello que la Coalición Clima, una organización que incluye diversas asociaciones vinculadas al ecologismo, la cooperación, y los derechos humanos, entre las cuales se encuentra Manos Unidas, pide que no se deje de lado a la sociedad civil en un tema tan crucial, y que sus demandas sean recogidas, debatidas, y tenidas en cuenta.

Mucho tememos que esta reunión acabe como la pasada, con mucha foto, mucho discurso, y ninguna solución real, efectiva, y vinculante, y con una élite política que acabe pactando sus intereses al margen de un debate real entre todos los estados, las organizaciones transnacionales, y la sociedad civil. Aún así, desde Coalición Clima reivindican su posición y estás son sus principales demandas:

  • Promover la participación de la sociedad civil en los procesos de negociación
  • Apoyar el establecimiento de firmas y protocolos legalmente vinculantes, así como el mantenimiento del Protocolo de Kyoto.
  • Mantener el apoyo a la UE hacia el objetivo de reducción de emisiones del 20 al 30% para 2020
  • Defender más políticas de adaptación para estimular una economía sostenible a la vez que competitiva
  • Garantizar los compromisos actuales de financiación climática
  • Comprometer-se a promover un enfoque global del desarrollo sostenible

En un mundo cada día más globalizado, esta reunión y el camino que pueda marcar en el futuro puede servir para ver, por un lado, si somos capaces de unir las palabras desarrollo y sostenibilidad, de lo contrario una de las dos desaparecerá en el futuro, y por otro lado, la capacidad de adopotar medidas supranacionales vinculantes mediante un proceso democrático, cosa que ahora mismo parece una auténtica utopía.

Esta en juego no solo el medioambiente, también el modelo de globalización: Cerrado a unas élites dominantes, o abierto a una sociedad civil a través de un proceso democrático. Veremos cual es el resultado

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: